Todos los muros de hormigón o cualquier otro material, que están por debajo del nivel del suelo se deben impermeabilizar por fuera cuando se puede actuar, o por dentro si los muros ya están enterrados. Se puede impermeabilizar con pinturas especiales, cementos sin retracción o lámina asfáltica especial para muros. O bien con geotextiles y materiales drenantes para combinar con pinturas o telas asfálticas. También se puede aislar térmicamente.

Consúltanos por Whatsapp

Si quieres más información rellena este formulario

Por favor, revisa los campos seleccionados
Antes de firmar/enviar tu solicitud, lee y acepta nuestra información básica sobre protección de datos, contenida en nuestra política de uso de datos

Gracias por contactar con nosotros

En la mayor brevedad posible nos pondremos en contacto con usted